Beneficios para la salud del coleccionismo

Si te has propuesto iniciar con algún tipo de colección, sabrás que esta decisión supone diversos aspectos positivos más allá de la recopilación de objetos preciados. Es decir, existen muchos beneficios para la salud del coleccionismo que el propio coleccionista desconoce. Probablemente en algún momento todos hemos coleccionado algo de forma recreativa, pero ¿realmente conocemos cuáles son las ventajas de este arte?

Esta expresión no posee un público meta, es decir, todas las personas desde una edad consciente pueden practicar el coleccionismo y beneficiarse debido a:

1. Orden y organización

Cuando las personas coleccionan cualquier tipo de objeto, deben apelar por el orden y la organización. Gracias a estas dos virtudes es posible que la colección se encuentre en buen estado, además de almacenarse en un lugar idóneo, en donde no sufran algún tipo de maltrato.

Por otra parte, los objetos suelen organizarse por antigüedad o fecha de publicación, aspecto que requerirá la perfecta organización del coleccionista. De esta manera será sencillo hallar alguna pieza, además de almacenarlas de forma cronológica.

En pocas palabras los coleccionistas asumen una personalidad muy sistematizada y ordenada sin darse cuenta, lo cual impacta en su cotidianidad.

2. Responsabilidad

Ser coleccionistas podría ser considerado como una de las actividades o pasatiempo más responsables. Esto se debe a la necesidad de cubrir una colección, por lo que será necesario invertir tiempo en ubicar todas las piezas que formen parte de esta increíble actividad. En ocasiones no poseen un número límite por lo que la búsqueda será mucho más intensa y exigirá atención absoluta en el coleccionista.

Por otra parte, cuando las piezas salen al público por fechas, será necesario que el coleccionista recuerde perfectamente el día para no perder la oportunidad de un objeto. Todo esto sin olvidar el correcto guardo y mantenimiento de cada parte de la colección, aspecto que también amerita mucha responsabilidad.

3. Memoria

Fomentar la memoria es otra de las grandes bondades que brinda la colección de objetos, lo cual se debe a la necesidad de recordar diversos aspectos como en dónde se encuentra la colección completa. Por otra parte, determinar cuáles son las piezas faltantes, las cuales suelen distinguirse por códigos, series o nombre, también será necesario.

De hecho, estimula tanto la memoria, que esta actividad es recomendada para adultos mayores y niños en pleno desarrollo, ya que aporta la necesidad inminente de recordar diversos detalles.

Muchos coleccionistas incluso recuerdan las historias de sus piezas, la forma en que la consiguieron, qué significan, el año y los motivos por los cuales salió a la luz pública. Sin duda se podrían considerar como historiadores.

4. Tranquilidad

La cotidianidad supone un ritmo de vida sumamente ajetreado, sin importar el tipo de profesión. Este peso suele acompañar a las personas durante todos los días de la semana, creando así problemas de carácter, pero también de salud. En este sentido, el coleccionismo brinda paz y tranquilidad, por lo que regula de forma indirecta la respiración y con ella la presión sanguínea.

5. Sociabilidad y círculo de amistades

Las personas que asumen el coleccionismo como un hobby también se benefician de un espacio rico en amistades. Esto se debe a que son muchas las personas que lo practican y que es necesario comunicarse con otros coleccionistas para hallar ciertas piezas o conocer en dónde ubicarlas.

Dicho esto, los coleccionistas poseen grandes círculos de amistades, lo cual fomenta la sociabilidad, convivencia y un destino para salir de la cotidianidad. En pocas palabras, quienes asumen esta actividad obtienen la responsabilidad, orden, memoria y tranquilidad que muchos buscan en la cotidianidad. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *